¡Importante!

21 de mayo de 2011

David, Ben Yosef, Har-Zion, quien escribe bajo el seudónimo de Prabhuji, es un escritor, pintor y místico avadhūta. En el 2011, decidió retirarse de la sociedad y adoptar una vida ermitaña. Pasa sus días en soledad, orando, escribiendo, pintando y meditando en silencio y contemplación. Prabhuji continúa supervisando la actividad filantrópica de servicio a la comunidad y ayuda a los necesitados.

Prabhuji reconoce la contribución de dos santos maestros espirituales en su evolución espiritual: S.D.G. Bhaktikavi Atulānanda Ācārya Swami Mahārāja, discípulo de S.D.G. A.C. Bhaktivedānta Swami Prabhupāda, y S.D.G. Avadhūta Śrī Brahmānanda Bābājī Mahārāja, discípulo de S.D.G. Avadhūta Śrī Mastarāma Bābājī Mahārāja.

Aunque muchos lo consideran un ser iluminado, Prabhuji no acepta el papel de una autoridad religiosa que la gente ha tratado de concederle por años.

Prabhuji no pretende ser un predicador, guía, profesor, instructor, educador, iluminador, pedagogo, evangelista, rabino, posek halajá, sanador, terapeuta, satsanguista, psíquico, líder, médium, salvador o gurú. No hace proselitismo ni trata de convencer a nadie de nada. No es su intención atraer seguidores, adeptos o admiradores de ninguna clase.

Durante 15 años (1995–2010), Prabhuji aceptó algunos discípulos monásticos que expresamente solicitaron ser iniciados. En el 2010, tomó la irrevocable decisión de dejar de aceptar discípulos monásticos, seguidores, devotos o incluso visitas.

Prabhuji está retirado de toda actividad pública y no ofrece sat-saṅgs, conferencias públicas, reuniones, retiros, seminarios, encuentros, grupos de estudio o cursos. Actualmente, solo ofrece charlas privadas al pequeño grupo de discípulos serios que han decidido permanecer junto a su maestro espiritual.

Les rogamos a todos respetar su privacidad y no molestarlo de modo alguno. Por favor no traten de contactarse con él para pedir entrevistas, bendiciones, śaktipāta o iniciaciones.

Compartimos la visión de Prabhuji solo a través de sus libros, pinturas, poemas, melodías, sitios web y charlas privadas filmadas por discípulos.

Este sitio no es administrado por Prabhuji mismo, sino por algunos de sus discípulos y amigos que sienten que su deber colectivo es mantener este sitio para preservar y perpetuar el legado de Prabhuji.